Una tecnología médica excelente, fabricada en Tuttlingen 

Nada puede ser más perfecto que la perfección y resulta imposible mejorar algo impecable. Pero cada vez que se logra un resultado óptimo, puede continuarse avanzando, sin conformarse con lo que se ha conseguido hasta ese momento, buscando siempre nuevas oportunidades; eso es lo que hace SIMEON. Ese es uno de los motivos por los que las soluciones de tecnología médica de SIMEON son un símbolo de la calidad que ha hecho famosa a Tuttlingen en todo el mundo. Además, por supuesto, de nuestra experiencia técnica en este ámbito, del hecho de que nos ocupemos de todo el proceso de fabricación y de nuestros estrictos requisitos de calidad: todos los productos de SIMEON se fabrican en Alemania, con procesos certificados y controles continuos de calidad. Se trata de productos que, obviamente, cuentan con un buen servicio posventa, pueden complementarse con accesorios y mantenerse/repararse durante su larga vida útil. Además, presentan una relación precio-calidad única a nivel internacional. Por ello confían en nosotros clínicas y médicos de todo el mundo; porque con nuestras lámparas lo tienen todo a la vista y, con nuestras unidades de suministro, todo está bajo control.